Esto es lo que pasa despúes de Morir, y no es tan espantoso como podrías pensar.

Misterio

  • 2 meses
  • jleo

Esto es lo que pasa despúes de Morir, y no es tan espantoso como podrías pensar.

En el mundo, alrededor de casi 7.000 personas mueren a cada hora.

En este momento, tu cuerpo se acerca gradualmente a lo que se conoce como “muerte clínica”, que ocurre cuando el latido cardíaco, la respiración y la circulación se detienen. Pero las células de tu cuerpo siguen vivas después de eso durante los próximos cuatro a seis minutos hasta que se produce la “muerte biológica”. En ese momento, tus células cerebrales han comenzado a morir y la reanimación es imposible.

¿Cómo se siente ese proceso?

Bueno, según James Hallenbeck, un especialista en cuidados paliativos de la Universidad de Stanford, nuestros últimos días en la Tierra son lo que se conoce como la fase de “agonía activa”. Rápidamente, comenzamos a perder nuestros impulsos naturales y la mayoría de los sentidos. Hallenbeck dice que las cosas comienzan a ir en este orden:

1. Dejas de tener hambre.

2. Dejas de tener sed.

3. Dejas de ser capaz de hablar.

4. Dejas de ser capaz de ver.

5. Dejas de ser capaz de oír.

6. Dejas de ser capaz de sentir contacto.

 

Sin embargo, como los médicos explican, el estertor de la muerte no duele, aunque suene horrible a todos los demás. Lo cierto es que los médicos no están seguros de cuánto dolor sentimos al morir. Obviamente, ser quemado vivo o recibir un disparo son, muy probablemente, formas dolorosas de irnos, pero cuando estás muriendo de causas naturales en una cama de hospital es difícil de decir.

Tu dolor suele ser gestionado por profesionales de la salud y es probable que pierdas la conciencia en las horas finales, por lo que es probable que sea muy pequeño. 

Otros efectos secundarios 

Incluyen la falta de aliento, depresión, ansiedad, fatiga extrema, confusión mental (probablemente debido a la falta de oxígeno), estreñimiento o incontinencia y náuseas. Tu cerebro, básicamente, está sacrificando lentamente las funciones menos críticas para perpetuar su supervivencia. Incluso tu piel comenzará a mostrar signos en su desaparición. Se pondrá fría, se convertirá en un gris azulado claro.

Despúes, tu cerebro ya no puede mantener su cuerpo bajo control, por lo que puede orinar, defecar y, posiblemente, incluso eyacular (esto sería raro).

 

¿Te ha gustado lo que has leido?

Si es así y quieres leer más de este tipo de contenidos, compártelo con tus amigos y dale me gusta en nuestra página de Facebook, Twitter e Instagram y también contamos con Pinterest!




Compartir en: