¿Escuchas Agua y te dan MÁS ganas de Orinar? Esta es la razón de porque lo haces.

Gente

  • 3 semanas
  • jleo

¿Escuchas Agua y te dan MÁS ganas de Orinar? Esta es la razón de porque lo haces.

Seguramente es una pregunta que alguna vez en tu vida te has heco y te ha pasado que mueres por ir al baño y algún amigo malvado hace el sonido del agua para darte más ganas y tu no tienes un baño cerca.

La respuesta hipotetica, de acuerdo a psicologos y urólogos, tiene que ver con un principio que aprendes en la secundaria: condicionamiento clásico, o el experimento demostrado por el psicólogo ruso Ivan Pavlov y sus perros.

El condicionamiento clásico es una teoría del aprendizaje que se basa en los mecanismos de respuesta automática para explicar por qué los animales (incluidos nosotros) reaccionan a ciertas cosas aparentemente inconsciente.

Por lo tanto, como el ejemplo más famoso, los perros de Pavlov, naturalmente salivaban alrededor de la comida. Sabiendo esto, el psicólogo hizo sonar una campana cada vez que le daba a sus perros la comida. Con el tiempo, los perros aprendieron a asociar el sonido de la campana con la hora de comer. Y, finalmente, el tañido de la campana sin la presentación de la comida era suficiente para hacerlos babear. Todo esto es controlado por una red neural llamada el sistema nervioso autónomo.

Del mismo modo, cuando se trata de agua corriendo y hacer pis, la teoría es que, sencillamente, hemos sido condicionados a tener una respuesta específica de un determinado estímulo. Los sonidos de pis como el tintineo de agua, nos recuerda que tenemos que ir. Algunos reflejos pueden ser automáticos, como agarrarnos cuando nos estamos por caer, pero otros pueden ser aprendidos a través de la repetición.

Sorprendentemente, hay relativamente poca investigación científica sobre el papel que juega el condicionamiento clásico en este fenómeno del pis. Pero los padres que tratan de entrenar a sus niños pequeños y pacientes que sufren de “síndrome de la vejiga tímida” a menudo se animan a dejar correr el fregadero para que funcione. Según SciShow, incluso una fotografía de agua que cae puede ser suficiente para obtener un flujo constante.

 

¿Te ha gustado lo que has leido?

Si es así y quieres leer más de este tipo de contenidos, compártelo con tus amigos y dale me gusta en nuestra página de Facebook, Twitter e Instagram y también contamos con Pinterest!



Compartir en: